martes, 25 de enero de 2011

VACÍO PERO LLENO


Se me entorpece la forma de entender mis sentimientos. Se me caen de las manos y se esparcen por todo el suelo como si fuesen de papel. Me gustaría graparlos y leerlos de nuevo, tranquila, si la letra me lo permite (es que últimamente es diminuta o me la suelo encontrar al sèver).


Ojalá llueva mañana y pueda mirarme en los charcos, porque el espejo no me sirve para nada.


2 comentarios:

  1. No pierdas la esperanza, habrá otro día, habrá otra mañana, y habrá otro momento de empezar y verlo todo diferente

    ResponderEliminar